Confederación Patronal de la República Mexicana
  1. Home
  2. »
  3. Artículos de Opinión
  4. »
  5. Tesla llega a México, una gran oportunidad de progreso y desarrollo.

Tesla llega a México, una gran oportunidad de progreso y desarrollo.

Fernando Treviño NúñezArtículo de opinión escrito por: Fernando Treviño Núñez | Consejero Delegado de Asuntos Internacionales Coparmex | Vía: Alto Nivel.

Twitter: @fernandotrevino

A pesar de que hoy corren vientos de crisis en el mundo con la quiebra del banco Silicon Valley y fuertes pérdidas en el sector bancario europeo, para nuestro país de manera irónica corren buenos vientos de progreso. Gracias a los beneficios que se le ofrecen al capital extranjero, nuestra industria manufacturera se beneficiará de la instalación de las plantas que pretenden establecerse para atender el mercado americano en nuestro territorio; esperemos estar a la altura.

Uno de los beneficios que atrae a los inversionistas son nuestros costos laborales que son muy competitivos, mano de obra calificada, la cual debemos preguntamos, ¿tendremos la suficiente para este compromiso?

Además, se cuentan con materias primas de calidad e infraestructura suficiente, aunque hasta donde sabemos hay algunas dificultades con el abastecimiento de agua, cierta deficiencia en energía… en fin, habría que poner a tono algunas insuficiencias en estos tópicos y colocar a la altura de esta tarea una cadena de suministros bien desarrollada, proceso que dio inicio dentro de los acuerdos del TLC que hace años nos han obligado  a brindar respuestas a las nuevas exigencias productivas y comerciales, mucho más para este momento. Ante este suceso histórico, para nuestro país hoy es más urgente que nunca satisfacer los requerimientos que este nuevo reto nos demanda.

Otro aspecto que nos favorece en gran medida es el conflicto comercial de las grandes potencias, en especial de Estados Unidos con Rusia y China, y el bloqueo a la industria de dichos países que ha obligado a trasladar las empresas a estas regiones, ofreciendo mejores tasas a las inversiones, principalmente de Estados Unidos.

Los grandes inversionistas industriales, particularmente de Estados Unidos con el gobierno del presidente Joe Biden más abierto democráticamente, han visto con muy buenos ojos a nuestro país y los beneficios que les traería invertir aquí. Ya en ocasiones anteriores se intentó y se frustró por la política asumida por la presidencia anterior de Donald Trump, impidiendo la construcción de varias  plantas automotrices de Ford en 2017 y lo mismo sucedió con la intención de instalar una planta de Toyota y otras.

Hay que agregar que la inversión de Tesla repercutirá de manera significativa en la esfera ambiental y energética, ya que la planta centrará su producción en vehículos eléctricos, lo que representa energías limpias, rompiendo la manufactura tradicional que tanto contamina. Este es un formidable ejemplo de transformación y de compromiso con los acuerdos de protección del medio ambiente. Sin embargo, estamos lejos de la que la industria tradicional de autopartes se transforme totalmente a una industria energética; esperaremos un lustro para que esto suceda en nuestro país.

El plan de Tesla se suma al proyecto de BMW de invertir 860 millones de dólares en la fabricación de vehículos eléctricos en su planta de San Luis Potosí, y a los anuncios de otros gigantes del sector sobre nuevas operaciones para ampliar o iniciar su producción eléctrica, magnifico compromiso y aporte al medio ambiente, entre otras para dejar un planeta más sano a las futuras generaciones; pero lo más importante es la confianza que esto reflejará para otros inversionistas desde nuestro país.

A manera de reflexión y conclusión, esperando que se haga realidad este formidable proyecto de gran importancia, no solo para Nuevo León sino para todo México, sería necesario darle crédito y su merecido reconocimiento a quienes decisivamente lo concretaron, bien sea el Gobierno Federal a través de la Cancillería y/o la Secretaría de Economía o el secretario de economía del estado de Nuevo León, que por cierto es claro que están trabajando en la activación y atracción de esta clase de proyectos. Por otro lado, yo como muchos mexicanos nos seguimos preguntado: ¿dónde quedó toda la información que tenía ProMéxico sobre proyectos de inversión para nuestro país, que de un plumazo desaparecieron de esta institución cuya responsabilidad de guarda correspondía a la Secretaría de Economía?

Y por último, deseo para el gobierno estatal de Nuevo León, con el apoyo del gobierno federal como lo han manifestado públicamente, que puedan cumplir con todas y cada una de las necesidades que genera la implantación de un proyecto como estos para los estados. Porque esto también es parte de la certidumbre que debemos dar y la confianza que debemos generar a los inversionistas nacionales y extranjeros en todos los estados. El esfuerzo no es solo del estado, sino también de la Federación y de los municipios, quienes son el primer y más cercano contacto con los inversionistas. Se los encargamos, el país lo necesita. #OpiniónCoparmex.

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

PUBLICACIONES RELACIONADAS