Confederación Patronal de la República Mexicana
  1. Home
  2. »
  3. Artículos de Opinión
  4. »
  5. Tras la diversidad y la invención I

Tras la diversidad y la invención I

Articulo de opinión escrito por José Alberto Castro Vera, Presidente del Comité de Política de Coparmex nacional | El Heraldo de México

Twitter: @joseACV7

La Coparmex fue fundada por gente de leyenda. Don Eugenio Garza estableció una escala superior a la actividad empresarial: la escala del ciudadano-emprendedor.

Y lo hizo a través del verbo defender. Defender el concepto de libertad de empresa de Joseph Schumpeter frente a la entonces ideología marxista de subordinar el capital al Estado.

Y eso es lo que la Coparmex ha venido haciendo desde 1929 -antes por cierto- de que todos los partidos políticos vigentes fueran fundados (con excepción del PRI, que se constituyó seis meses antes).

Establecidos sus fundamentos, la Coparmex continúa siendo una organización independiente integrada por ciudadanos emprendedores, creada para la más alta de las funciones cívicas: participar en la formación del poder público. Defendemos ideales, sí. Reflexionamos sobre el Estado, también. Pero, sobre todo, nos mantenemos activos entorno a la “cosa pública”.

Desde hace 92 años, el consejo de la Coparmex se reúne cada 30 días en torno a lo que llamamos Juntas Nacionales para reflexionar sobre la institución y la vida pública del país. Sin embargo, esa misma reflexión nos llevó recientemente a darnos cuenta de que analizar a México usando únicamente un “lente doméstico” -ver a México desde México- no sólo arroja un diagnóstico incompleto, encogido del país, sino también advierte un riesgo de ciclarnos como institución, particularmente frente a un México interconectado y un mundo globalizado.

Había entonces que alternar el “lente doméstico” con un “lente internacional” para poder obtener una imagen realista y actualizada del país: ver a México desde el mundo. Vamos, había que alternar el telescopio y los binoculares.

Esta nueva “óptica institucional” se apoya en la tesis de la diversidad y la invención; de conquistar lo primero y de introducir lo mejor del mundo a México. Sobre aquello, se parte de la visión de Carlos Fuentes, quien decía que los organismos intermedios de la sociedad civil (como la Coparmex) “crean puentes entre el sector público y el sector privado. Su labor es disolver antagonismos inútiles, afirmar compatibildades de interés colectivo y actuar en territorios que dichos sectores no son capaces de ocupar, de describir y a menudo de imaginar”. Y Fuentes también advertía: “México ya conquistó la identidad. El gran proyecto como nación es conquistar la diversidad”.

Sobre lo segundo, se parte de la máxima del historiador estadounidense, Jared Diamond, quien señala que las sociedades o los grupos “obtienen la mayoría de sus ideas e innovaciones del exterior […] La competencia entre sociedades que están en contacto es la fuente de la invención. En una sociedad aislada, donde no hay competencia y no existe fuente de reintroducción, estas novedades pueden resultar en una pérdida permanente de tecnología valiosa”.

Fue así como en julio de este año la Coparmex incluyó en su calendario anual lo que llamamos Juntas Binacionales Coparmex, un evento anual donde se tendrá un país invitado para analizar junto con pares de otros países a México desde una óptica internacional.

Así, la Coparmex inicia una nueva era con el lanzamiento de Juntas Binacionales dándole la bienvenida a su primer país invitado: Alemania, tercer socio comercial de México.

Sobre eso les contaré en una siguiente entrega.

 

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

PUBLICACIONES RELACIONADAS